miércoles, 28 de febrero de 2007

Solidaridad con Dionisio Pereira


Dionisio Pereira es un historiador de Cerdedo (Pontevedra). El año pasado publicó un libro en el que relataba algunos casos de la represión franquista en esa localidad. En uno de los párrafos aludía a varios individuos ya fallecidos del municipio y decía que eran personas señaladas por su presunta participación en diversas manifestaciones de represión. La familia de uno de los citados ha presentado hace unos días una demanda en el Juzgado de Cerdedo, pero el historiador no ha accedido a retirar lo que considera que es una evidencia corroborada por numerosos testimonios orales.

No es la primera vez en España que ocurre algo parecido. El caso más señalado fue el de Fernando Ruiz Vergara, autor del documental Rocío, de finales de los años 70, en el que se relacionaba a una persona con algunos asesinatos franquistas durante la guerra civil en Almonte (Huelva). La película fue censurada, el autor condenado a dos años y medio de prisión y a pagar a la familia del aludido diez millones de pesetas de entonces.

En Europa los problemas de los historiadores son de otra índole. El revisionista David Irving fue condenado el año pasado en Austria a tres años de prisión por negar el holocausto judío.

Hay quien dice que la diferencia es que en Europa los partidarios del fascismo perdieron la guerra, y en España no. Puede ser.

21 comentarios:

Anónimo dijo...

Por supuesto mi solidaridad con Pereira, don Dionisio. La libertad de expresión es la libertad de expresión, primero.
Y segundo si se tienen testimonios, pruebas, argumentos de que gente reprimió, mató... Lo que también es a considerar es la forma de decirlo, de exponerlo... Franco fue un asesino; pero si yo lo fuera gritando con un megáfono diariamente por las calles...
Segundo que lo de Irving tiene tralla. Hay mucho que considerar. El holocausto judío en Europa no es dogma de fe, ¿o sí? Porque si lo es no lo apoyo. No apoyo ningún dogma, y menos de fe. El holocausto de los comunistas europeos parece que no sólo no es dogma de fe, sino incluso de burla, ninguneo, no existió..., cuando cayeron como treinta veces más que judíos, con caer. Por no hablar de homosexuales, o gitanos... Pero de eso no se habla, se calla, se relativiza... Y eso sí me preocupa o debiera preocupar a historiadores que pretenden globalidad y justicia histórica.
Cuidado que yo no he dicho nada en contra del holocausto judío, simplemente lo relativizo con el gran holocausto de comunistas, gitanos y grupos mayores. Que con ser barbaridad matar siquiera una persona, por las razones que lo hicieron, fuera judía, brasileira, tartesa, lusitana, céltica, mesopotámica o ligur, es bárbaro y estoy contra, y menos de jugar y mentir posteriormente con ello.

eva dijo...

"No es la primera vez que en España ocurre algo parecido": no es la primera vez que los vencedores de la guerra se movilizan para cerrar la boca a quien expone y publica verdades, a quien denuncia los crímenes que la propia y escandalosa evidencia dejada por los mismos que los cometieron imposibilita su ocultación por más tiempo.

Asombra que los familiares de los asesinados por el fascismo no utilicen los recursos del actual estado de derecho para llevar a tribunales a ciertos individuos que, con la más absoluta desvergüenza y careciendo de toda prueba, se dedican en medios públicos a mancillar la memoria de sus padres y abuelos.

Añadiendo a lo que recoge José María, la diferencia entre España y Europa estriba también en que no quedan descendientes de represaliados por el fascismo en condiciones para denunciar nada, mientras que de "los otros", si quedan, y además, disponen de sus propios "documentos" para seguir calumniando y condenando.

Todo mi apoyo a Dionisio Pereira. Ni está solo ni será el último en levantar con valentía su voz para que sea bien oída...

...y al que no le guste, lo siento, que se tape las orejas.

Saludos cordiales

indi dijo...

Miren, soy extremeño, y toda mi familia fue castigada por lo que llaman el fascismo, si es que se le puede llamar así en puridad, y no simplemente hienas o cuarteleros caciques.
Cierto que en la llamada guerra civil hubo dos bandos, según sostienen los miembros de cada uno de ellos. Pero la verdad es que había muchos bandos, muchas posturas. Esa sí es verdad incontrovertible. Y que la mayoría no estaba con ninguno de los dos convencionales y sí contra la muerte y el horror, por la libertad y la vida.
Convencionalmente por un lado estaban los del Movimiento, con Franco y sus hienas a la cabeza. Desde luego fueron los que más y mejor, y sistemáticamente, reprimieron, mataron, controlaron. Léase a Espinosa, su "Columna de la muerte", como estudio último.
Por otro lado estaban los partidos políticos y organizaciones sindicales, etc., republicanos. Pero lo curioso es que la inmensa mayoría de la población NO pertenecía a ninguno, era independiente y no tenía ninguna vinculación. Y hablo de la inmensa mayoría que fue asesinada. Por ejemplo en el caso de mi familia nadie pertenecía a partido. Es más, si pertenecía lo fue a organizaciones sindicales de corte anarcosindicalistas, que como se sabe ni eran de izquierdas, ni de derechas, eran antipolíticas y lo que perseguían era otra cosa, la revolución social a fondo en una sociedad jerárquica en la que los partidos políticos no eran, y no son, más que organizaciones autoritarias y jerárquicas... Lo que vengo a decir que cómo se da la desfachatez, por parte de algunos, de reivindicar muertos y memorias de asesinados que no fueron de ningún bando, si somos certeros y verdaderos. Sí, reivindicar, denunciar, poner en claro, sí, como hace Pereira. Pero de ahí meter en el saco de un bando, me parece error tremendo. La mayor parte de la gente de entonces, como ahora, "pasaba" de bandos, era gente que fue víctima de los horrores. Desde luego el horror se inició con los del Movimiento.
Cuidado, con esto no quiero decir que sean iguales. Pero una cosa es tratar de poner en claro lo pasado, con pelos y señales, culpables e inocentes, y otra erigirse en jueces togados y juzgar, condenar sucesos de un pasado remoto que sólo hay que poner en claro. Desde luego los que se enfrentan a escritos, averiguaciones y etc., de gente como Pereira, con ese encono le hacen un favor, y engordan el aburridísimo recuento y la “moda” juvenil de hurgar en esa parte de la Historia para aburrir a las ovejas. Que se le deje poner en claro, se le respete su libertad. Más o menos cada uno sabe ya lo importante y que a gente del Movimiento no hay que dejarla jamás vivir, pero como opuestas a la vida y la libertad, no como adversarios de los partidos y organizaciones republicanas partidistas, jerárquicas y autoritarias. Que así lo entendemos muchos.

Me interesa mucho más la más cercana, la de la “Transición” llamada, donde ahí sí procedía esa memoria, esas reivindicaciones, y los partidos y organizaciones y personas que hoy fomentan la memoria, me callaron con sinigual represión, y a todos los que queríamos hablar… Que entonces era el momento. Una vez la liebre ida…
¿Por qué hay alguien que ordena eso, cuándo y cómo?
Y el verdad histórica hay que exponerla con respeto y distancia, no como arma arrojadiza para enconos presentes, que en nada se parecen, por fortuna, a aquellos de entonces, por mucho que un bando y otro (de los tradicionales rojo y azul) se empeñen. Nos aburren sobremenera.

javier castro dijo...

Este es un mensaje para el anónimo que encabeza esta entrada.
El holocausto judío -como tú lo llamas- no es, ni deja de ser dogma de fe ni leches fritas. Es un hecho histórico y punto.
Dices en tu texto que no se ha estudiado "el holocausto de los comunistas europeos" (No entiendo por qué te refieres sólo a los europeos) y ahí veo que no debes ser muy asiduo de las librerías por lo que me limitaré a indicarte bibliografía disponible a través del círculo de lectores, que por si no lo sabías te llevará a casita el libro y así no podrás decir ya eso tan bonito de que "no se habla, se calla, se relativiza" y sustituirlo por un más adecuado "YO no he leído nada de ello ni tengo ni puta idea". Así que si te interesa el tema puedes empezar por "EL vértigo" de Natalia Gimburz y leerás que dicha señora murió en 1977 sin poder publicar en la URSS su librito por lo que tal vez entiendas que los estudios históricos sobre el GULAG y la represión estalinista no han podido desarrollarse con la misma comodidad que los estudios sobre el nazismo derrotado desde hace cuatro décadas . Puedes pedir también "Lo que no puedo olvidar" de Anna Lárina o si te va la cosa rematar con "Prisionera de Stalin y Hitler" de Margarete Buber-Neumann. Como te he dicho todo eso sin salir de casita. Ya ves.
Sobre lo de los judíos mejor ni hablar, pero ahí te recomiendo (ahora voy a ver si te saco de casa y se te ventila un poco la cabeza)que te acerques a Praga y veas el memorial de la antigua sinagoga y allí la sala de los dibujos de los niños internados en Theresienstadt: los dibujos sobre el viaje en tren, la comida, la familia etc. (verás allí los maravillosos dibujos de Petr Ginz del que El acantilado ha editado su "diario de Praga" y que fue uno de los millones de seres humanos asesinados en eso que tu dudas de si es dogma o no dogma.
Un saludo muy atento a todos

Anónimo dijo...

PARA JAVIER CASTR
O sea que es dogma de fe; nada de los gitanos, nada de los comunistas del mundo, nada de los homosexuales, nada de los... No dudo que habrá estudios, testimonios, publicaciones y conozco alguno que no menciona VD., y le agradezco los mencionados, que tratare de consultar en mis múltiples viajes, por mi trabajo.
Usted sabe bien que me refiero al aireo, a la propaganda mediática,a la publicidad, al uso... Que los especialistas no callan nada. Y ahí sí hay silencios, relativizaciones y todo eso, en lo mediático. Lo mismo que se impusieron en los años ochenta sobre la guerra civil, la memoria histórica y todo eso, a cargo de los que mandaban... Creo que usted es de la cuerda...
En cuanto si salgo o entro en mi casa, si es que tengo casa, si viajo o me rasco, o admiro dibujos en Praga o Capadocia es usted no sólo osado, sino algo peor que callo.
Deje a la gente comentar lo que tenga a bien, responda con respeto, que no sé de dónde lo sacará con esa cara (y culo). To dios tiene derecho a dudar de todo. Es el principio de la sabiduría. Hasta de que usted exista y sea tan bruto.
Atento y respetuoso.

josemarialama dijo...

Para Javier y el anónimo que le responde:

Empate a uno, ¿no os parece? No me parece necesario que para entablar cualquier debate tengamos que repartir estopa a diestro y siniestro. Tranquilidad por favor, que ya hay demasiada crispación en todos lados como para que aquí también estemos con el insulto en la boca.

Gracias

josemarialama

Anónimo dijo...

Creo que fue el maestro Antonio Rodríguez de las Heras quien me dijo que la valoración como fascismo para el régimen franquista no era adecuada. Sino totalitarismo.
Luego leí muchos autores y seguían en esa línea. Cuando leo en estos sitios motejar de fascistas a los franquistas veo que las nuevas generaciones corrigen la plana a quienes creí sabios...
Por otro lado creo que el comentario inicial, que avisa sobre el error de equiparar con bandos actuales a los bandos de aquel entonces, lleva razón. Por fortuna para los que no somos de nadie ni de nada, amamos la libertad, la vida y una democracia avanzada, moderna, eficaz, en pos de un mundo sin guerras, feliz, con justicia para todos...
Creo, en mi humilde opinión y criterios, que todo lo que enturbie esa meta no vale, o vale como afición respetable.
Por otro lado no creo que Europa sea modelo y ejemplo de nada. Lean a Peter Hanke y su crítica de la guerra de los Balcanes, que realmante fue auspiciada por Alemania para hacerse con el control de las playas del Adriático, tener una salida al mar Mediterráneo... O por Francia, Inglaterra. Hay muchos estudios, pruebas, escritos... Toda la cavernícola guerra actual de los Balcanes es un negocio y montaje europeo para beneficio de potencias europeas autoritarias, aunque muy democráticas.
Especialmente invito a leer y contrastar al señor Javier Castro sobre ese asunto. Hay alguna ONG que tiene pruebas palpables del negocio de la guerra de los Balcanes y beneficiarios.
En este mundo mediático nada es lo que parece, porque impera, todopoderosa, la propaganda publicitaria, la opinión y la creencia ciega en ella.
Los más se mueven en su cenagosa mentira.

javier castro dijo...

Estimado anónimo, cuando me contestas "usted sabe bien que me refiero al aireo, a la propaganda mediática, a la publicidad, al uso... Que los especialistas no callan nada. Y ahí sí hay silencios, relativizaciones y todo eso en lo mediático" y luego sentencias que soy "de la cuerda", tengo que decirte que debo ser en efecto cortito porque la verdad no tengo ni idea de qué estás hablando ni sé que cuerda es ésa. Sólo me he indignado contigo por algo tan sencillo como cuestionar o andar con bromitas con la existencia de los campos de concentración donde murieron judios, gitanos, homosexuales, testigos de jehová, republicanos españoles, enfermos mentales, minusválidos etc etc. Como te dije muy claramente tu ensaladilla mental sobre los dogmas de fe y mojigangas me hace muy poca gracia y en otros paises como señala Lama esta tontería la atajan sin andarse por las ramas. Respecto a lo de los estudios sobre la persecución stalinista y los gulags le he informado de los libros del círculo porque si usted fuera una persona que frecuenta librerías o bibliotecas sabría que existe una abundante y seria bibliografía sobre el tema (ahora mismo acaba de salir en Pretextos "Como empezó todo", las memorias de Bujarin, por poner un ejemplo). Respecto a la alusión a mi cara y culo, sinceramente me resulta indiferente. Usted como buen anónimo no tiene cara ni culo. Yo al menos tengo algo entre las piernas para poner mi nombre aquí. Ya es algo ¿no?.
Es bueno dudar y sin duda -como usted dice- un derecho y una virtud, pero tampoco está mal aprender y saber y aclarar alguna duda de vez en cuando por eso le recomiendo ahora de nuevo algunos libros ya que el tema parece interesarle e indignarle. Respecto a los orígnes de los campos de concentración y una buena visión de conjunto, el libro "Auschwitz: los nazis y la solución final" de Laurence Rees (ed Crítica). Rees es un divulgador excepcional y este libro es sin duda muy recomendable. Sobre el funcionamiento de los campos, yo no dejaría de leer el testimonio de Eugen Kogon "El estado de la SS: el sistema de los campos de concentración alemanes" (ED Alba). Este libro, que recoge las experiencias en Buchenwald de Kogon, fue fundamental en los juicios de Nuremberg. Finalmente un librito pequeño pero iluminador sobre los que dudaron, como tú dices: "Alguien vivo pasa: Auschwitz 1943, Theresiennstadt 1944" de Claude Lanzmann (ed Arena libros).
Atento y respetuoso -como dices-, te mando un abrazo, esperando con estas líneas haberte quitado al menos tus dudas sobre mi existencia.

eva dijo...

Lanzmann fue quien entrevistó a Suchomel, uno de los guardias SS del campo de exterminio de Treblinka. La entrevista está alojada en "Youtube" y transcrita al inglés y es muy fácil de localizar en Internet.

La mayoría de los negacionistas del Holocausto no han escuchado esa entrevista; los pocos que lo han hecho, se han quedado sin palabras: ante testimonios así sobran los comentarios.

Los negacionistas prefieren dedicarse a hacer cuentas, calculando (sin saber matemáticas) los metros cúbicos de tal o cual fosa, la superficie del campo, el tiempo de gaseaso (sin saber nada de ciencia), etc. Una sórdida afición que por cierto también comparten algunos españoles, del tipo que no se atreve a negar en voz alta los holocaustos ajenos pero sí los propios.

Saludos cordiales

José M. Sánchez-Paulete dijo...

La bibliografía sobre el Holocausto es tan basta, extensa y contundente que lo que cita Javier Castro es solo un atisbo. Quizas el libro fundamental sea "La destrucción de los judios europeos" de Raul Hilberg" editado por Akal, este libro recoge una documentación extensísima y una desbordante bibliografía, si se lee con atencón y aplicación no quedará ninguna duda de lo que pasó durante el nazismo. Calificar esto de dogma es una simplicidad. Son hechos constatados, estudiados, de los que existe una abundante bibligrafía, hay que leer para opinar, sobre todo en un tema tan delicado como este. Prudencia.

Anónimo dijo...

Ven ustedes fantasmas donde no los hay. En ingún momento he mencionado campos de concentración, ni para negarlos o afirmarlos. No se inventen eenemigos.
Digo sólamente que hay poco aireo sobre el exterminio de comunistas, homosexuales, gitanos, enfermos mentales, etc., y muchísimo sobre judíos. Y no digo más. Que con ser los otros mayor en número bien pudieran ahberse diluído entre ellos, y no al contrario, entre la información mediática, no especializada. Y me refiero a los nazis.
No me metan en uno de sus cajones de desastre particulares y vean lo que ni digo ni aludo.
¿Que hay polémica y afirmavistas y negacionistas? Pos mu bien. Conozco un tipo que niega la existencia de Felipe II, frente a los que la afirman.
Nada del pasado existe ya, en todo caso existió, existió, fue, ocurrió, sucedió, en perfecto pasado, o viceversa.
No sé por qué he de tener cuidado. Y nada dicen sobre el exterminio, más o menos presente, en los Balcanes, a manos del auspiciamiento de potencias de la OTAN, con bombardeos masivos por ¿errores colaterales? o ambición territorial y solución de asuntos particulares.

eva dijo...

Que sí anónimo, que te he entendido perfectamente cuando te referías al "exterminio de comunistas": ya sabía que te referías al asesinato en masa de personas de izquierdas a manos del fascismo.

Ahora con tu permiso podemos seguir hablando de Pereira y de la injusticia que supone tener que responder ante un juez no por negar un holocausto, sino por investigarlo y divulgarlo.

Saludos cordiales

Agustín Romero Barroso dijo...

A finales de los setenta busqué información el Llerena sobre Izquierda Comunista y el POUM. Nada. Testimonios de cuatro ancianos que apenas querían hablar. Y lo que leía en Vidarte. Todo era por saber de Luis Rastrollo, abogado llerenense y miembro del movimiento troskista en el sur de Extremadura. Casado con una farmaceútica gallega de Santiago... El extremeño Rodríguez Espinosa es un investigador paciente que trabaja sobre ello, y que luego me alumbró mucho, de Malcocinado, el pueblo de Valentín González, El Campesino, cuyas memorias publica por estos días gente aviesa, no sé si transformadas.

Pero a lo que vengo es a agradecer, una vez más, este post a Lama, que ha hecho que me acuerde de la lectura de Dionisio Pereira sobre el paisano Rastrollo.
Cuando lo estaba leyendo traté de recordar en qué estante tenía el magnífico libro de Dionisio Pereira: “Sindicalistas e rebeldes”. Por encontrar otra vinculación con su autor, aparte de la solidaridad y apoyo incondicionales, en este blog, a la que me sumo, y en otros sitios. Lo busqué y releo por encima.
Si se puede decir así, la “historigrafía extremeña” debe a este investigador lo poco que sabemos sobre el paisano Luis Rastrollo, del que dice: “Con todo, a ICE galega non fui máis alá dun grupo de simpatizantes do trotskismo cuhna mínima organización interna. As cousas viraron en 1935 co desembarco en Compostela de Luís Rastrollo, un estremeño de Llerena, licenciado en Dreito e casado cunha farmacéutica compostelá, … Rastrollo, compañeiro de Fernández Sendón no Executivo e na redacción de “Comunismo” chegaba co prestixio de ser o responsábel da sorprendente expasión do partido no sur da provincia de Badaxoz e coa intención de afortalar unha Federación Gallega da ICE…”
Más adelante:
“Canto a Luís Rastrollo, a súa preparación valeulle para ser elexido polos sindicatos como asesor no Comité da Frente Popular, formado en Compostela para pór couto á rebelión dos militares e sectores reaccionarios. Cando o exército dominuo a situación, debeu ficar na ciuadade, xa que Isaac Díaz Pardo lembra as visitar que facía ao suo pai aquel veciño estremeño, conceptuado de “inteligente, rigoroso e ben informado”… Detido pouco despois, Rastrollo agardou nos baixos do Pazo de Raxoi o xuizo sumarísimo no que se pidiu pena de morte á totalidade dos membros do Comité acusados de “traición a la Patria”. Chegado o día, conta Colombo que por Santiago correu a voz de que o avogado do POUM déralle volta á realidade imposta polas armas e convertera ao xuíz militar Rueda de Andrés e ao fiscal Puga en acusados…
Foi en balde: Luís Rastrollo Fernández caeu fusilado xunto con dez compañeiros do Comité no valo do cemiterio de Boisaca, unha mañá de decembro do funesto ano de 1936.”

Como curiosidad aparece también el nombre de Llerena por ese libro de Dionisio, pues así se apedillaba Francisco Llerena Quesada, un responsable libertario importante, un militante excepcional de origen vasco, que murió en enfrentamientos con la Guardia Civil.
El libro de Pereira está el gallego y hace un estupendo abordaje de personas, militantes y organizaciones revolucionarias en la Galicia de los años treinta, con rigor y seriedad, información y de lectura amena, lo que es de agradecer, y como lo leí en gallego allá por 1998, pues resulta que fue lo último que leí, como ensayo, en esa lengua. Es un estudio en torno a las corrientes obreras de raigambre libertaria muy de agradecer.
Todo mi apoyo contra el atropello que supone esa denuncia, a su persona, sus trabajos y su libertad de expresión.
Gracias por tanto a todos

Anónimo dijo...

A qué se va usted tan lejos, si ahí al lado, en Badajoz, tiene usted a un investigador al cual usted y algunos de sus lectores no dejan de criticar y atacar y eso que es tan extremeño como el primero, incluso, yo diría que más, ya que él no coge nada de nadie, sino que lo da todo a cambio de nada. Hay que predicar con el ejemplo, no con palabras rimbombantes. El nieto del coronel Puigdengolas ha puesto en la red palabras amenazadoras contra él por sacar a la luz los trapos sucios de ese militar, algunos participantes en los blog le atacan duramente por ser de derechas o al menos porque creen que lo es, que yo, personalmente, tengo mis dudas. Primero miremos en casa, defendamos a Extremadura y a lo extremeño, aunque no piensen igual que nosotros, realcemos nuestra cultura, nuestros escritores, nuestros investigadores, peores o mejores y después hagámoslo en la ajena.

eva dijo...

¿A qué "investigador" extremeño se refiere ese anónimo? ¿Ha sido denunciado alguien más por divulgar pruebas de un genocidio?

Pedro P. dijo...

Se refiere a ese al que aplauden los ultras y que junto a Gutiérrez Casalá y a Martín Rubio forman el trio de ases del revisionismo castúo

Agustín Romero Barroso dijo...

Haya paz. Yo en ningún momento pongo primero a nadie más que al necesitado de apoyo, si se le amenaza, denuncia, por casos como el que vemos aquí, o similares y parecido, sean extremeños, birmanos, arapajoes o abisinios. Y de tener información puntual como Lama ofrece aquí.
Que hago poco y ningún caso a la división del mundo en autonomías, "culturas", u otras martingalas, en su sentido de "encerrona" o coto cerrado, y no meramente administrativo. Aunque sí atiendo a lo más inmediato de mi entorno. Eso de que hay que apoyar lo extremeño por sistema me parece una fanática mentecatez. El apoyo es libre, primero, y luego lo que lo merezca por sus valores intrínsecos, no por si son extremeños o croatas, birmanos o tunecinos.
Pero si se dan esos casos de amenazas o cosas parecidas me parace lamentable y enmendable.
Gracias

Agustín Romero Barroso dijo...

Hay una errata mayor que se me ha colado en estas notas de comentarios. Es en el primero que hago aquí. Cuando digo: "El extremeño Rodríguez Espinosa es un investigador paciente...". Evidentemente me refiero a José Hinojosa Durán, que es en quien pensaba y me empeñé en llamarlo con otro nombre. Hace tiempo que no sé de él. Compartimos publicación en aquella recopilación sobre "Historia del Tiempo Presente" (Teoría y metodología), coordinado por Mario Díaz Barrado, de la Universidad de Extremadura. Hinojosa trabajaba sobre la izquierda comunista de los años treinta en Extremadura, casi nada investigada y estudiada.
Perdón por el error y gracias por dejarme enmendar.
Salud y apoyo a Dionisio Pereira

Castizo extremeño dijo...

Eva, si no lo han denunciado ha sido porque no han podido, supongo. Lea usted bien algunas cosas escritas por él y verá que no se anda con chiquitas a la hora de denunciar el genocidio franquista aportando nombre y apellidos de los asesinos ¿o no?.

CECILIO GORDILLLO dijo...

Josemari. Perdón por usar este método, pero como no dedico mucho tiempo a los blo... pues aún no he aprendido a escribir en ellos. Todo esto es para decirte que me alegro de tu referencia al documental "Rocio" y a su director Fernando Ruiz y al compromiso -NO CUMPLIDO- de la Junta de Andalucia (Consejería de Justicia. Jornadas sobre "la Memoria Histórica" Huelva 2005) de hacer lo imposible por que la censura (por Orden Judicial) aún en vigor, se recurriera. ¿Que ha pasado desde entonces?. Pues que yo sepa NADA.

Cecilio.

Muy bueno el enlace al blo... portugues.

eva dijo...

A castizo estremeño:

"...si no lo han denunciado ha sido porque no han podido, supongo. Lea usted bien algunas cosas escritas por él..."

¿Pero de quién se habla aquí? ¿Quién es "él"? ¿Quién ha querido denunciar a quién y por qué?