martes, 3 de octubre de 2006

De derechas, como Dios manda


Cuando la realidad ofrece pocas noticias o las que ofrece no satisfacen las expectativas de venta o de infamia —tanto da— de algunos medios de comunicación, no cabe otra que dedicarse a la ficción. Y de eso saben mucho tanto El Mundo como la COPE que, tras el olvidado “periodismo de investigación”, han puesto de moda el “periodismo de invención”.

Ya no dan noticias: las inventan. Y, además, en vez de dar cuenta de la opinión de los partidos políticos, estos medios son quienes —en referencia al Partido Popular— inducen esa opinión y le marcan la ruta.

Todo viene del 11-M y de las teorías de la conspiración. El asunto es tan descarado que hasta ABC, de derechas como Dios manda y que nunca ha desperdiciado una oportunidad de arremeter contra la izquierda, se ha situado frente a sus colegas ideológicos y defiende la versión oficial.

Hoy en el Partido Popular el criterio para distinguir sensibilidades políticas, la diferencia entre la ultraderecha y la derecha, es leer El Mundo o el ABC.

3 comentarios:

eutimio de torres dijo...

¿Por qué os empeñaís en ver la vida como una hemiplejía mental, como la yenka: izquierda-derecha, alante-atrás? Aparte de hemiplejía maniquea con falsedad. Para otras personas es mucho más fácil y claro, más, digamos, histórico y real. NO deja de ser hemipléjico, pero más certero: Arriba y aBAJO. Arriba está el poder, los explotadores amparados en el mismo, los sujuzgadores, los determinadores de lo que debe ser (democracia, educación, cultura, etc.), leyes, pitos y flautas; aBAJO estamos los que soportamos las mentiras, el Poder o Estado como uso exclusivo al servicio del Capital y sus regulaciones e intereses, el Capital, el Mercado los Pitos y las Flautas. Y resulta que si colocamos en Arriba a los que deben estar, y están, se juntan El País (sacrosanto diario de verdad), El Mundo (¿antigua Fuerza Nueva?), el ABC, etc. Así que menos lobos y conviene re-ubicar con más objetividad el lugar en que cada cual se encuentra, para no engañarnos, en el fondo y forma. Arriba están los bancos, el Capital, el Mercado, los políticos y sus partidos de Mando y Poder, y Orden (capitalista), los sindicatos electoreros y apoliticados, etc. Y aBAJO los que los soportamos, aguantamos, sufrimos y somos mandados por esas toneladas de poder sobre nuestras espaldas, bien atrapados por hipotecas, familia, propiedad privada, trabajo asalariado, mercancía, cutura de consumo y consumista de los seres humanos. Es bien sencillo. Lama eres hombre leído y cultivado; pero eres más inteligente que eso, y te recuerdo a M. Foucauld y sus certeros análisis, y, en esa línea, todo lo demás que no es lugar de reseñar como para que entres en el debate huero, cansino, "dèja vu" y una vez más la repetición de una jugada tan zafia (la de ellos y sus prensas) como inane para el interés de aBAJO. Pero respeto tu libertad, aunque didiento, no faltaba más. Un abrazo y te felicito. Algunas veces este lugar alcanza mucha altura. Sigue volando libre.

José M. Sánchez-Paulete dijo...

Si el siglo XIX fue el de el intento de la toma del poder por parte de los desfavorecidos por el sistema a traves de los nacientes sindicatos y partidos (ideologías de liberación), la originilidad del siglo XX no es el poder sino la modalidad de luchar contra él. No es conquistarel poder sino como librarse de él. ¿Y el siglo XXI que modalidad nos deparará?.

Agustín Romero Barroso dijo...

Es tremendo el tinglado montao. Parece como si el pp, y tos sus medios, acusaran al pesoe de hacer los atentados a los trenes de Madrid, confabulados con ETA y con islámicos de extrema derecha, vulgo terroristas, para ganar las elecciones. Más que parece, esa es la acusación de fondo, que nadie en el pp expresa a las claras. Luego el pesoe, al ganar se ve obligado a pactar con ETA, que le ayudó, y ceder mucho... Si fuera cierto sería algo atroz para la democracia. Si fuera cierto sería algo tan atroz como los GAL, todavía no suficientemente sabidos y averiguados, con muchísimas lagunas, y reticencias, lógicas y basadas, sobre el pesoe. Si fuera cierto sería terrible para todos los votantes del pesoe, y era para que desapareciera para siempre. De ser cierta esa acusación de fondo que parece hacer un sector sonado del pp, y digo sonado por la derrota electoral, todavía no digerida y que los hace estar como un boxeador atontao, sonao.
Pero si fuere mentira, como a todas las luces que tenemos parece, sería el suicidio del pp, su hecatombe. Es algo mu gordo acusar de asesinos, conchabados con asesinos de inocentes, como ETA e islamistas, a los mandos actuales de un partido que, a lo menos en el papel, se declara democrático y de izquierdas... Eso sería terrible de ser mentira. Y tiene todos los visos de serlo. Pero si se pone en tela de juicio a los que pueden desvelarlo, o sea, a los jueces, no digo ya mister Garzón, que es partidista claro, sino a jueces en ejercicio de su función, libre e independiente, ¿quién va a aclarar este hermoso lío con consecuencias nefastas, tanto si es cierto como si es mentira lo que el pp sustenta, y que no expresa claramente? O sea, al día de hoy no sabemos la sustancia clara de la conspiración, y las acusaciones concretas. Deduzco que son las que expongo del batiburrillo "acebesco" y etc.
Espero que todo sea políticaficción y un juego de desgaste. Menos mal que la gente anda al fútbol y demás, y el lío es aburrido y pastoso, sino no sé que pasaría. Quisiera que todo los expuesto sobre la conspiración, de ser cierta o falsa, no fuera más que hipérbole, tremenda hipérbole. O un órdago desesperado del pp.